“Sin investigación, universidades y formación continua, el endodoncista corre el riesgo de quedarse atrás”


  • La Asociación Española de Endodoncia ha nombrado a Roberto Estévez como nuevo editor de la revista ‘Endodoncia’

Roberto Estévez, nuevo editor de la revista ‘Endodoncia’ de la Asociación Española de Endodoncia (AEDE) desde el pasado 12 de diciembre, llega a su puesto cargado con nuevas ideas para hacer una publicación “apetecible para el lector”. Miembro de AEDE desde su época de estudiante, considera que la labor investigadora es “fundamental para nuestra clínica diaria”, por lo que es necesario poner en valor revistas como la de nuestra sociedad científica.

- Como nuevo editor de la revista ‘Endodoncia’, ¿qué virtudes destacarías de esta publicación?

La verdad es que, como nuevo editor, lo que veo ante todo es un gran esfuerzo detrás de cada número de la revista. Sin todavía conocer todas las interioridades que hacen posible cada número, como colaborador y revisor durante muchos años, he de decir que detrás de una revista siempre hay mucho trabajo. Lo que más me ha gustado siempre son la gran cantidad de casos clínicos relevantes, sin olvidar las investigaciones publicadas, técnicas clínicas o trabajos de revisión que, como investigador y docente universitario, valoro positivamente. Así que, aunque parezca repetitivo, lo que más destaco es el esfuerzo de todas las partes que hacen posible esta revista, sin olvidar a mi antecesor en el cargo, el catedrático, investigador y, por supuesto, magnífica persona, doctor Juan José Segura Egea. Ojalá pueda estar a la altura y poder continuar con esa gran misión que es dirigir esta prestigiosa revista.

- ¿Tienes pensado realizar algunas mejoras en la revista? ¿Cuáles?

La verdad es que tengo bastantes ideas en el tintero. Durante esta fase de pandemia he podido hablar con mucha gente, principalmente de las universidades, para poder apoyarme en ellos, y así ver qué mejorarían ellos para hacer una revista ‘apetecible’ para el lector. No podemos hablar todavía de estas mejoras, puesto que es necesario hablar con el presidente y con los miembros de la junta de AEDE, para ver si son posibles. Pero el fin último es hacer una revista que tenga un contenido completo, con casos clínicos y artículos de investigación de gran nivel.

- ¿Por qué son tan importantes los reconocimientos que otorgan premios como el Rodríguez Carvajal y el Pedro Ruiz de Temiño?

Al final es un reconocimiento enorme, porque suele ser fruto de un esfuerzo individual, si es caso clínico, o de grupo, si es una investigación. Estos premios, además, atraen a los endodoncistas y/o investigadores para enviar trabajos a la revista, permitiendo llenarla de contenido, que pone de manifiesto el nivel de la endodoncia aquí en España. Si además revisamos los ganadores de los distintos años, podemos ver que todos siguen formando parte de manera activa de la sociedad. Y no olvidemos, por supuesto, que estos premios suponen honrar a dos grandes personas y endodoncistas que han luchado para situar a la endodoncia española en la vanguardia mundial.

- Las publicaciones científicas, como la revista ‘Endodoncia’, son un gran escaparate para las investigaciones llevadas a cabo por los profesionales. ¿Crees que son una parte indispensable de la profesión, junto con la formación continua?

Sin duda alguna. Sin investigación, sin universidades, sin formación continuada, el endodoncista corre el riesgo de quedarse atrás. Yo llevo más de 15 años en la sociedad, y los cambios que ha experimentado la endodoncia han sido muchos. Por tanto, la labor investigadora es fundamental para nuestra clínica diaria, pudiendo aportar opciones terapéuticas a las distintas complicaciones que se nos pueden presentar, siempre apoyándonos en investigaciones previas.

- Además de esa divulgación de los trabajos de los profesionales de la endodoncia, ¿crees que es importante dar a conocer a la sociedad esta especialidad? ¿Cuál crees que es la imagen que actualmente tienen de ella?

Sin duda alguna es fundamental dar a conocer a la sociedad esta y otras especialidades. Aunque parezca que cada vez más la figura del odontólogo general desaparece, creo que es fundamental, y AEDE lo está haciendo en los últimos años. Es esencial poder trabajar conjuntamente con otras sociedades para que, tanto ellos como nosotros, podamos trabajar unidos para conseguir una odontología cada vez mejor, y así poder ofrecerle al paciente y a la sociedad una odontología de alto nivel.

En cuanto a la imagen que la sociedad tiene de la endodoncia en España yo creo que es buena, aunque seguro que hay que seguir trabajando para conseguir una mayor difusión. Pero me consta que tanto AEDE como los colegios profesionales están haciendo grandes esfuerzos para dar a conocer la importancia de ‘salvar el diente’. Personalmente, como responsable de una consulta de endodoncia exclusiva, veo que el paciente cada vez más acude en busca de más información, y poco a poco existe una implicación mayor en querer mantener el diente en boca, pidiendo otras opciones. Por eso es tan importante trabajar también en informar a los compañeros de los avances de la endodoncia, y recordar activamente, que el tratamiento de conductos tiene una alta tasa de éxito.

- ¿Cómo fueron tus inicios en AEDE? ¿Qué motivos te impulsaron a formar parte de la sociedad científica?

Pues la verdad es que mis inicios están relacionados con mi formación. Al terminar la carrera me decanté por realizar el Máster Universitario en Endodoncia Avanzada de la Universidad Europea de Madrid. Y, desde entonces, ya el profesorado que tenía formaba parte activa de la sociedad, con lo que me atraía el poder no sólo seguir formándome en los eventos que AEDE organiza año tras año, sino formar parte de esta sociedad. Ello te permite estar a la última en investigación y técnicas clínicas y, lo que es más importante, formar parte de un grupo. Todo esto está relacionado con los motivos que me impulsaron a formar parte de AEDE y a contribuir, desde el primer momento, a hacer que esta sociedad pueda crecer.

- Define AEDE en tres palabras

Unión, ciencia y divulgación.